JSN Pixel - шаблон joomla Создание сайтов

CARLSEN VENCE A CARUANA

El noruego se impone en la final del Clutch Chess

Una victoria en la duodécima y última partida de la final contra el estadounidense Fabiano Caruana concedió al noruego Magnus Carlsen, campeón mundial de ajedrez, el triunfo final en el torneo Clutch Chess, organizado por el club Saint Louis de Estados Unidos.

El gran clásico del ajedrez actual terminó con el marcador de 9.5 a 8.5 puntos para el noruego, en un torneo por internet que se jugaba al ritmo de 10 minutos por jugador, con 5 segundos de incremento por jugada.

Carlsen había cuajado una gran jornada el sábado hasta la sexta y última partida de la primera mitad de la final. Con un juego exquisito, especialmente en la tercera, estaba a punto de poner fuera de combate a su rival, con el marcador 4-2 a su favor antes del último juego del día.

El combate pintaba todavía peor para Caruana porque estaba prácticamente perdido en el final, pero entonces el campeón mundial mostró sus debilidades humanas y, en posición ganadora, cometió un error que le costó la partida. Acariciaba un 6-2 que hubiera sido casi decisivo, y se encontró con un 4-4 que dejaba todo por decidir para la sesión dominical.

Pero Carlsen no acusó el golpe. Veinte horas después, comenzó la segunda mitad de la final con una victoria con negras, casi siempre jugando al toque las propuestas de la máquina.

La segunda partida no ofreció demasiada lucha. Se firmaron tablas y en la tercera el campeón mundial se vio netamente superado por Caruana, que igualó la contienda.

En campeón regresó en la cuarta, una línea que ambos ya jugaron en el “match” por el título mundial de 2018 y en la que Carlsen exhibió su maestría en finales aparentemente igualados. Volvió a cobrar ventaja en el marcador.

Pero el particular sistema de puntuación del torneo permite que la emoción se mantenga hasta la última partida, porque las dos últimas puntúan triple, y Caruana se apuntó la penúltima, acosando con blancas el enroque negro hasta paralizar la posición del campeón.

Carlsen necesitaba la victoria en la sexta y última para ganar el torneo y ahí surgió su irreductible carácter de campeón. A la salida de la apertura ya había alcanzado una posición prácticamente ganadora.

Faltaba rematar la partida, y el ajedrez rápido por internet acostumbra a sembrar trampas el camino hacia el triunfo. Pero el noruego no cayó en ninguna, esta vez. Magnus terminó el torneo con el típico gesto de mandar callar a sus críticos, como el del madridista Raúl González cuando marcó en el clásico del fútbol español contra el Barcelona en el Camp Nou, el 13 de octubre de 1999.

Carlsen regresará a la competición el 20 de junio próximo en el tercer torneo de la serie que lleva su nombre.

FUENTE

Go to top